×

Nacional

Alejandra Sepúlveda Peñaranda: “El mercado financiero sigue estando cuesta arriba para las mujeres”

miércoles, 25 noviembre 2020 - 10:35 am

“Sí, efectivamente, hay discriminación en el mercado crediticio chileno”, así de taxativa fue Alejandra Sepúlveda Peñaranda, Directora Ejecutiva de ComunidadMujer, al participar de la entrega del  19º Informe de Género en el Sistema Financiero elaborado por  la Comisión de Mercado Financiero (CMF), espacio donde compartió análisis con la comisionada del organismo, Bernardita Piedrabuena y el presidente de la Comisión Nacional de Productividad, Rafael Bergoeing.

Para Alejandra Sepúlveda Peñaranda, quien también es precandidata a la Convención Constituyente por el Distrito 11, apoyada por Independentes No Neutrales, el mercado financiero en Chile tiene un desarrollo enorme, pero con un problema en cuanto a paridad entre hombres y mujeres. “Tiene un gran alcance en términos de madurez, pero para las mujeres sigue estando cuesta arriba, por ejemplo, para poder acceder de manera igualitaria a nuevas oportunidades”, aseguró.

“Acceder a un crédito para la vivienda o para tratar de generar un emprendimiento, finalmente, termina comprometiendo de manera importante los ingresos presentes. Estamos frente a brechas de igualdad que se deben tener a la vista, para ver de qué manera el mercado financiero se transforma en un sistema inclusivo y que permita a las mujeres recuperar autonomía económica”, recalcó.

A juicio de la Directora Ejecutiva de ComunidadMujer, uno de los datos destacables del estudio de la CMF, por su doble forma de mirarlo, es el que indica que el mundo femenino es mejor pagador que los hombres. “Las mujeres piensan que deben tener un comportamiento ejemplar en el sistema financiero. Tenemos que evitar dejar de pagar un crédito porque sino, simplemente, nos van a descartar y eso tiene que ver con una desigual distribución del ingreso y del acceso a las oportunidades respecto a los hombres”, explicó.

“Según la evidencia, las mujeres que han tenido tradicionalmente el rol de cuidadoras del hogar y los hijos, tienden a ser mejores pagadoras y, en general, invierten sus ingresos en la educación, salud y bienestar de sus familias. Son menos arriesgadas, ya que buscan no exponer a sus familias a situaciones de precariedad, de ahí que presentan una demanda más activa que los hombres en productos de ahorro para la vivienda”, señaló Sepúlveda Peñaranda, quien agrega que, por otra parte, “la reciente inserción de las mujeres en el ámbito público, hace que ellas constantemente deban demostrar que son capaces y que no van a defraudar la confianza y oportunidad que se les está dando, y eso se traduce en comportamientos bastante ejemplares, como ocurre en el mercado financiero, algo que se ve en que las mujeres han exhibido indicadores de morosidad y protestos de cheques en la banca menores a los de los hombres”.

Para Sepúlveda Peñaranda hay distintas soluciones para igualar la cancha, entre ellas, reformar el Código del Trabajo. A su juicio, este es “anacrónico, del siglo pasado, que carga todo el costo de la maternidad en las mujeres. Eso se traduce en leyes que son un desincentivo para contratarlas, una de ellas la Ley de Sala Cuna, que se traduce en un menor salario y asumir que las mujeres trabajadoras son más caras, afectando los procesos de promoción en todo el ciclo de vida laboral”.

Otra mejora es la aprobación de la Ley de Cuotas de Género para Directorios de Empresas Públicas y Privadas. Al respecto, la Directora Ejecutiva de ComunidadMujer aseguró que “la evidencia demuestra que cuando se tienen al menos tres mujeres en un directorio, empieza a existir el número de masa crítica necesaria para que ese aporte de las directoras rompa con la dinámica de pensamiento de grupo que puede frenar la innovación”.

“El reconocimiento del trabajo no remunerado de la mujer es fundamental en la Constitución”

 Alejandra Sepúlveda Peñaranda también participó del Conversatorio de Equidad de Género en la Nueva Constitución que organizó la Universidad de Las Américas y que reunió a destacadas panelistas, entre ellas Alicia Castillo, Directora de la Escuela de Derecho de Universidad de Las Américas y Laura Albornoz, abogada, Directora de Miles Chile y exministra directora del Servicio Nacional de la Mujer.

En la oportunidad, la precandidata a Constituyente aseguró que “en pandemia, 900 mil mujeres han perdido su empleo y de ellas el 90% no ha vuelto al mercado laboral, porque está cuidando a los hijos, hijas y adultos mayores, en un momento en que no hay una red de cuidados abierta. No hay salas cunas, jardines infantiles, ni centros de día del adulto mayor. Si pudiera decir cuál sería un tema señero, que una Constitución con enfoque de género puede establecer pensando en la transformación y la justicia de género para las mujeres, sería el reconocimiento y la valoración del trabajo de cuidado no remunerado” y recalcó que es un tema “fundamental en la nueva Constitución”.

Sepúlveda Peñaranda agregó que “si tenemos una Constitución que consagra, además, la Democracia Paritaria, estamos elevando la posición de la mujer en la sociedad, una posición que históricamente ha estado subrepresentada e incluso subordinada».

“Uno de los temas fundamentales es instaurar esa paridad, que signifique que las mujeres podamos estar en los poderes del Estado y en los poderes autónomos y también respecto a los derechos sociales, promoviendo la igual dignidad de las mujeres y hombres. Si no hacemos estos cambios, en este marco, difícilmente vamos a poder mejorar la vida de las personas y acordar este nuevo pacto social que necesitamos para Chile”, concluyó.